Tratamiento Ansiedad en Valencia | Terapia Ansiedad

Ansiedad


Terapia tratamiento ansiedad en Valencia

 

La ansiedad es una emoción normal que todas las personas experimentan en ciertos momentos bajo determinadas circunstancias (entrevista de trabajo, examen…). En estos casos la ansiedad tiene una función adaptativa, ya que nos hace estar alerta y prepararnos para enfrentarnos a diferentes situaciones.

Sin embargo la ansiedad también puede convertirse en un problema cuando no tiene una causa aparente que la provoque (un conflicto o peligro real) o cuando está fuera de control y/o es demasiado intensa, llegando a limitar nuestro día a día.

 

 

La ansiedad es una emoción muy desagradable que se expresa en tres niveles:

Cognitivo: Son todos aquellos pensamientos molestos que se experimentan cuando se está ansioso. La mayoría tiene un formato de preocupación y miedo.

-Fisiológico: Es aquello que sentimos en nuestro cuerpo cuando tenemos ansiedad. Estos síntomas varían de una persona a otra, pero los más comunes serían: sudoración, taquicardia, mareos, temblores, aceleración de la respiración…

-Motor: Son aquellas conductas que realizamos cuando estamos ansiosos, es decir, aquello que hacemos. Estas conductas varían de una persona a otra, pero se resumen en conductas de escape o de evitación, es decir, evitamos o huimos de aquello que nos da miedo (sea o no real el peligro). Por ejemplo, una persona con fobia a los ascensores evitará subir en ellos, y una persona con ansiedad social evitará las reuniones sociales o fiestas.

 

Algunos de los trastornos de ansiedad más frecuentes son:

 

  • Fobia específica: Se trata de un temor dirigido a algo en concreto, como podrían ser animales (pájaros, insectos, roedores…) alturas, agua, lugares cerrados, ascensores, conducir, tragar… En este tipo de fobia la ansiedad se dispara ante la presencia del estímulo temido, o incluso al imaginar aquello que se teme.

 

  • Fobia social: Se trata de un temor o ansiedad intensa ante diversas situaciones sociales. La persona que lo sufre cree que los demás harán una evaluación negativa de su persona (“dirán que soy estúpido, inútil, feo, se reirán de mi…”) por lo que intentan evitar en la medida de lo posible los contactos sociales tales como reuniones con amigos, cenas o fiestas.

 

  • Trastorno obsesivo-compulsivo: El trastorno obsesivo compulsivo (TOC) se manifiesta en forma de pensamientos muy molestos que son intrusivos, incontrolables y persistentes, llamados obsesiones. Estos pensamientos están siempre en la mente de la persona con TOC. Estas personas intentan librarse por todos los medios de estos pensamientos ya que llegan a ser realmente desagradables. Una forma de librarse de ellos es mediante lo que llamamos compulsiones, es decir, conductas destinadas a mitigar el pensamiento. Las obsesiones son muy variadas, siendo las más frecuentes las de limpieza (la persona cree que está sucia y puede contagiarse de alguna enfermedad → obsesión. Por lo tanto se lava las manos muchas veces al día → compulsión) y comprobación (estas personas creen que podrían haberse dejado la puerta abierta y que alguien entre a robar → obsesión. Para que esto no ocurra lo que hacen es comprobar muy frecuentemente que todo está cerrado y seguro → compulsión).

 

  • Trastorno de estrés postraumático: Este trastorno puede llegar a darse cuando una persona experimenta un suceso realmente desagradable y crítico. En los casos más extremos, tales como violaciones, atracos, accidentes, atentados… la persona puede llegar a temer por su vida o por la de los demás. Las personas que viven estas experiencias llegan a sentir un nivel extremo de ansiedad, que no acaba con el evento traumático, si no que continua más allá de este, extendiéndose a la vida de la persona en forma de dolorosos recuerdos y/o imágenes que generan un gran sufrimiento.

 

  • Ansiedad generalizada: Existen personas que se preocupan excesivamente por la mayoría de aspectos de su vida, temiendo que algo desagradable pueda ocurrir. Estas personas pueden pensar “¿Y si me despiden del trabajo?”, “¿Y si mi marido tiene un accidente de tráfico?”, “¿Y si les ocurre algo a mis hijos?”. Esta preocupación constante es lo que llamamos Ansiedad Generalizada y genera un gran malestar a las personas que lo padecen, que no pueden dejar a un lado las preocupaciones y el temor a que algo horrible pueda ocurrir. Esta preocupación se extiende a la mayoría de escenarios y situaciones de la vida de una persona, de ahí viene su nombre, ya que la ansiedad engloba todo el mundo de la persona que la sufre.

 

  • Trastorno de pánico: El Trastorno de Pánico consiste en tener ataques de pánico recurrentes, también llamados crisis de ansiedad. Un ataque de pánico se caracteriza por tener una serie de síntomas muy desagradables, tales como taquicardia, mareo, sudoración, aceleración de la respiración, opresión en el estómago, que aparecen de repente y son muy intensos. La persona que lo sufre siente que no tiene control alguno sobre estos síntomas y puede llegar a pensar que va a morir. Cuando los ataques de pánico son muy frecuentes la persona puede desarrollar temor a salir de casa, lo que llamaríamos Agorafobia. La Agorafobia consiste en el temor a que se produzca un ataque de pánico fuera de casa, y por lo tanto no recibir ningún tipo de ayuda.

 

  • Hipocóndria: Las personas que padecen Hipocondría sienten una gran ansiedad por su salud, se preocupan por la posibilidad de padecer alguna enfermedad, y ante el menor signo que para ellos confirme que tienen determinada dolencia, se sienten alarmados y profundamente preocupados. Esto genera un gran malestar, tanto a las personas que lo sufren como a su círculo más cercano. Las personas que padecen este trastorno se convierten en auténticos buscadores de síntomas, observando su cuerpo para ver si hay algo que no entra dentro de la normalidad, algo que no encaja  Una peca que antes no estaba, un repentino mareo, que el corazón lata más rápido de lo habitual…) y si lo encuentran un intenso temor se apodera de ellos.

 

Llámanos



El sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a nuestra web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar